• abrazo - copia
     

    El blog de los fanquimistas

     
     

Estrategia general para las redes sociales de una empresa

Posted by Fanquimista on 15-feb-2012 16:04:00

En la mayoría de artículos de este blog, tratamos el márketing social desde casos particulares, es decir, en una red social en concreto o para un sector empresarial determinado. Al mismo tiempo, hemos afirmado más de una vez que la base del éxito en cualquier red social es mantener una política de márketing general acorde con la compañía, una estrategia en la que se debe basar cualquier red social que se use por parte de la empresa.

Así que toca comentar el desarrollo de una estrategia de márketing en redes sociales de un modo más general, que sirva para poner en práctica las políticas de márketing, tanto en cualquier red social, sea Facebook, Twitter o Pinterest, como para el blog de la empresa y, en algún caso, incluso puede ayudar a mejorar la propia web corporativa.

Para ello, nos guiamos según este artículo aparecido en Mashable, titualado Como hacer tu compañía más social. Sí, efectivamente, a través de los medios sociales. Pero, ¿cómo? A continuación, algunas claves para diseñar esa estrategia general de márketing social.

Crear contenido participativo

La mayoría de la gente no participa en las redes sociales espontáneamente. Sólo los más fieles fans de la marca. Y eso, cuando tienen tiempo. Muchas personas leen las informaciones y los consejos de las marcas, pero los que participan activamente son pocos. Muy pocos. Y se trata precisamente de eso, de que participen. La gran revolución de los medios sociales, lo que los diferencia de las páginas web, es la participación de los usuarios, la creación de un foro activo donde todos pueden compartir experiencias y opiniones.

Para animar esa participación, se pueden crear tutoriales para que los usuarios participen, así como encuestas y preguntas, tanto para los seguidores como para los propios empleados de la empresa, que, lo ideal, es que también participen en la generación de contenidos de los medios sociales de la compañía. Se pueden usar las preguntas de Facebook o los hashtag de Twitter que se refieran a un tema en concreto o a un evento determinado.

Si los usuarios no participan, no puede llamarse red social.

Uso divertido

Esto vale para cualquier red social, pero, quizá, en especial, para Twitter, algo más desenfadada que el resto. Aunque, al cabo, todo depende de cómo use la marca su red social.

Aquí también es de mucha ayuda el compromiso de los empleados con la parte social de la empresa. Incluso (siempre que se tenga el permiso de esa persona) se pueden retuitear comentarios que no tengan nada que ver con el sector en el que se enmarca la actividad de la compañía. Tampoco se trata de perder el norte y crear una red alejada del trabajo de la empresa. Pero se pueden pensar modos creativos de usar las redes sociales fuera del ámbito de la empresa. Desde comentarios a programas de televisión (por la noche, suelen ser los temas más comentados en Twitter) hasta cualquier cosa que ocurra mientras se va a la oficina por la mañana. Además, así se pueden hacer más llevaderos los atascos.

Personas con carisma

El carisma está muy relacionado con lo social, en la vida real y, también, en internet. El carisma es una característica básica para tener lo que se conoce como "éxito social". Aunque se podrían añadir otras actitudes, como la buena educación, el ser divertido y agradable, la discreción... En fin, todo depende del grupo de gente (y, en nuestro caso, el sector empresarial) al que pertenezcamos.

Hay que reconocer, por tanto, tanto a los seguidores como a los empleados más carismáticos y tratar de que participen en los medios sociales de la empresa.

Concursos internos

El lanzamiento de un concurso o un evento divertido dentro de la propia empresa puede ser la mejor manera de conseguir que los seguidores de las redes participen en ésta, siempre y cuando se promocione convenientemente y se publicite. De nuevo, la colaboración de los empleados es vital.

Rizando el rizo, se puede lanzar un concurso híbrido, es decir, tanto para los miembros de la plantilla, como para los seguidores de las redes sociales. La identificación con la marca sería, entonces, máxima.

Resumiendo, buscar la participación con una buena dosis de creatividad.

Imagen: Rubén Turienzo.

Subscríbete a nuestro blog

Nuevo llamado a la acción