• abrazo - copia
     

    El blog de los fanquimistas

     
     

Gracias a las redes sociales, ya se comparte todo, ¡hasta los baños!

Posted by David Sanz Frías on 02-jul-2014 14:23:26

Seguro que todos habéis oído hablar de BlaBlaCar y de AirBnB, pero tal vez no conozcáis una web de similares características llamada Airpnp que propone compartir baños. Los medios sociales han cambiado la forma en que los seres humanos compartimos información, algo esencial para mejorar como especie y como sociedad. Las redes sociales están cambiando nuestras relaciones personales y profesionales y, más allá, están cambiando la estructura económica.

El cambio de paradigma social y económico es un hecho. Y, como empresa del siglo XXI, hay dos posibilidades: la primera, negar el cambio y empeñarse en ignorar las redes sociales; la segunda, comprender la coyuntura, analizar el nuevo sistema y adaptarse a los nuevos tiempos.

Una forma de adaptación es crear servicios que no hubieran podido existir antes de la creación y, sobre todo, del uso masivo de las redes sociales. Es el caso de Airpnp, una idea que la mayoría hubiéramos calificado como locura hace una década. Sin embargo, si nos desprendemos de prejuicios e ideas preconcebidas, ¿quién no prefiere, en una urgencia, un baño limpio que ofrezca toallas y jabón en vez de un aseo sucio y maloliente? El lema del servicio lo deja bien claro:

Encuentra un baño limpio y cómodo, no importa dónde te encuentres.

Beneficio social

Pero la propuesta, aunque a algunos les pueda parecer una broma, tiene muchos beneficios. Y no sólo para el usuario (que consigue aliviarse en un lugar decente) o para el que alquila su baño, en caso de que pida algo de dinero (se pueden cobrar hasta 5 dólares), sino también para toda la sociedad, ya que el sistema puede mantener las calles de una ciudad libres de malos olores.

Los creadores de Airpnp explican que ése era su objetivo. Viven en Nueva Orleans y han tenido que soportar durante años que, durante la celebración del Mardi Gras, el famoso carnaval de la ciudad, las calles acabaran con un pestilente olor a orines.mardi-grasLas autoridades de la ciudad trataron de resolver el problema deteniendo y encerrando en prisión a quienes orinasen en las calles, pero la gente (y más que nunca en Carnaval) continuó con la incívica costumbre. Por otra parte, la cárcel tiene un límite de espacio y de celdas. Airpnp se convierte, así, en una alternativa legal y win-win para resolver el problema, al tiempo que permite que las fuerzas del orden se ocupen de asuntos más graves que detener a personas a las que va a estallar la vejiga en plena fiesta.

Economía colaborativa

Las redes sociales y los smartphones permiten mucho más que compartir coche o encontrar un apartamento para pasar un fin de semana en otra ciudad: se pueden encontrar a personas que cuidan perros, alquilar barcos, lugares para celebrar reuniones de trabajo o personas para todo tipo de tareas.

Varios factores han propiciado la explosión de la economía colaborativa:

  • El uso masivo de smartphones: internet en el móvil y la posibilidad de hacer fotos casi en cualquier momento y lugar
  • Los sistemas de geolocalización
  • El desarrollo del internet de las cosas
  • La recesión económica que provoca la búsqueda de servicios a un menor coste

Pero el factor más importante de todos es la confianza. Confianza tanto en las nuevas tecnologías como en las personas, gente con la que se trata a través de internet y los medios sociales, que son como uno mismo y no tratarán de engañarte. Por fin, confianza en que este tipo de servicios funcionan y, en muchos casos, mucho mejor que los que se podrían llamar "oficiales" o tradicionales, es decir, los que prestan las empresas.

Se llama economía colaborativa. Pero se podría llamar economía de la confianza. Confianza en nuestros semejantes, confianza en el otro, confianza en la sociedad.

Subscríbete a nuestro blog

Nuevo llamado a la acción