• abrazo - copia
     

    El blog de los fanquimistas

     
     

¿Les has preguntado a tus hijos si quieren salir en Facebook?

Posted by Mónica Rojo on 12-sep-2014 14:30:57

 

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Hace unos días nos hacíamos eco de una publicación en nuestra redes sociales que hablaba sobre las normas a tener en cuenta a la hora de publicar  fotos de tus hijos en internet. Desde laifr nos daban una serie de pautas para proteger la integridad de tus hijos.

Sin duda se trataba de un artículo muy interesante y bastante útil. Pero a mí , aunque no tengo hijos me dio por analizar  esta nueva realidad y pensé en ello desde mucho más allá. Desde el derecho a la intimidad por mucho que seas su padre.

Casi todos los artículos que se han escrito sobre este tema, son consejos dirigidos a los padres. En este caso y desde el más profundo respeto, no van a ser consejos, van a ser críticas.  No se trata únicamente de proteger a los menores frente a pederastas y/o otro tipo de maleantes, se trata de proteger la identidad y la imagen de tus hijos que quizás cuando sean mayores de edad y con una personalidad más definida, no estén de acuerdo con que sus fotos de pequeñitos, por  muy "monos" que fueran, estén circulando en internet .

Con el cambio de los tiempos y la llegada de las nuevas tecnologías, hemos pasado de tener una pequeña documentación gráfica de cuando éramos pequeños, a tener miles y miles de fotografías que los padres hacen prácticamente a diario y luego comparten orgullosos con sus amigos en redes sociales como facebook o instagram.

Pongamos como ejemplo que  por los motivos que sean una persona decide romper con su pasado, decide cambiar de identidad o no quiere que se le relacione con su familia ¿Podrá conseguirlo cuando  su pasado está vinculado a determinadas imágenes que sus padres, primos o hermanos difundieron en su día en internet?

A medida que voy escribiendo este artículo,  me voy acordando de una foto que mi padre me hizo de pequeña cuando estaba bien rellenita, vestida con el traje típico castellano, que reprodujo en tamaño cartel y que se dedicó a llevar a todas las exposiciones de la zona, y a todas la ferias vinícolas y gastronómicas que tuvieron lugar durante ese año y muchos años consecutivos. Odiaba esa foto, y me sentía enfurecida porque no conseguía que mi padre dejara de exhibirla por todos los lados. No me quiero ni imaginar que hubiera pasado si en aquellos años hubieran existido las redes sociales. Hubiera sido la niña más famosa de internet con ese padre tan"fan" de su hijita. Y no, no me hubiera gustado nada.

Otro ejemplo es cuando nos enseñamos fotos entre colegas y no reímos de las "gafotas" que llevaba uno, de lo gordinflón que estaba el otro, o de las coletas tirantes tirantes que nos ponía nuestra madre. Y sí, entre amigos, en la intimidad de nuestro salón, es muy divertido. Pero quizás dentro de unos años a tu hijo no le hace gracia que se ría de sus gafitas, o de lo gordito que estaba, por poner un ejemplo, todo el universo que pueda acceder a la red . O simplemente que puedan ver sus fotos, aunque sea el niño más perfecto y más guapo del mundo, como seguro que lo es para ti ahora . Eso sin contar con lo fácil que resulta descargarse una imagen o hacer un pantallazo, con los fines que sean, ya que aunque por supuesto hay leyes y restricciones al respecto , sencillo es, nos guste o no .

No se trata de parecer paranoicos, es más bien una cuestión de respeto hacia unas personitas que algún día serán adultos y dueños de su propia imagen. Yo te diría que no exhibas a tus hijos, sobrinos o nietos, como si fueran un capricho que acabas de adquirir. Por mucho que les quieras y te sientas orgulloso/a de ellos, es su imagen, es su vida. Hay muchas formas de archivar esas fotos y cuando ellos sean mayores que decidan si quieren que sus fotos de cuando eran pequeños estén colgadas en la red.

 

Subscríbete a nuestro blog

Nuevo llamado a la acción